¿Por qué Camino Real?

Camino Real era el construido a expensas del Estado, más ancho que otros, capaz para carruajes y que comunicaba entre sí poblaciones de cierta importancia.  Eran las vías principales construidas por la Corona tanto en la Península como en América.

El origen de los caminos reales es inmemorial en muchos casos, pero es en la segunda mitad del siglo XVIII, época de la Ilustración, cuando se regula su organización aprobándose el Real Decreto de 10-6-1761 para “hacer caminos rectos y sólidos en España, que faciliten el comercio de unas provincias a otras”. Poco después se crea el cuerpo de ingenieros de caminos.

La autovía A-2, por la que se accede al Parque Comercial, era el Camino Real de Aragón. Uno de sus pasos fundamentales es el Puente de Viveros, ahora más conocido como Puente de San Fernando, situado a escasos metros de este Parque Comercial y de gran importancia histórica por la afluencia de vehículos y personas que lo han atravesado durante siglos para el abastecimiento de la Villa y Corte.

Entre 1772 y 1775 se realizó la reconstrucción más importante del Puente de Viveros y del tramo de Camino Real que discurre frente a este Parque Comercial.

Paralelamente se desarrolla el Camino Real de California, hoy autopistas 1 y 101, cuyo origen se sitúa el día 9-3-1769 en que se inició una expedición organizada por José Gálvez, que partió de la Baja California dirigida por Gaspar de Portolá acompañado de Fray Junípero Serra, con la finalidad, entre otras, de evitar la colonización rusa desde el Norte.

Con el avance del Camino Real de California se fundaron 21 misiones, desde San Diego de Alcalá en 1769 hasta San Francisco Solano en 1823 en Sonoma.

En 1776, casi coincidiendo con la reconstrucción del Puente de Viveros, se funda la misión de San Francisco origen de la ciudad que lleva ese nombre. En 1746 se había fundado el Real Sitio de San Fernando de Henares y en 1797 la misión de San Fernando Rey de España en el actual Valle de San Fernando, cerca de Los Angeles.

En este Parque Comercial se quiere recordar la contemporaneidad entre el Real Sitio de San Fernando de Henares, la fundación de California y sus respectivos Caminos Reales. Asimismo, recordar a cuantos transitaron, comerciaron y viajaron por esos antiguos caminos reales desde su creación, deseando que éstos continúen sirviendo a tales fines.

 

Back to Top